Bolivia critica hostilidad de EEUU hacia Cuba, Nicaragua y Venezuela

De Agencias

27 de mayo de 2022, 1:53 PM

El presidente de Bolivia, Luis Arce, afirmó hoy que la exclusión de Cuba, Nicaragua y Venezuela de la Cumbre de las Américas confirma la falta de voluntad de Washington para cambiar su hostilidad hacia estos países.

“El veto de Washington demuestra que pese a la retórica en favor de la democracia y los derechos humanos no existe una voluntad real en las autoridades de dicho país para cambiar su política hostil hacia los gobiernos que dignamente no se subordinan a sus intereses”, aseguró.

Al intervenir en la XXI Cumbre de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América-Tratado de Comercio de los Pueblos (ALBA-TCP), Arce advirtió que esa decisión arbitraria lo único que consigue es debilitar la institucionalidad del mencionado foro continental.

Recordó que Cuba es víctima de esa hostilidad desde hace seis décadas, y hoy Venezuela y Nicaragua sufren también las consecuencias de optar soberanamente por un camino diferente al trazado por la Casa Blanca.

“Podemos decir que Estados Unidos recurre a cualquier tipo de instrumentos para sancionar a los países que deciden seguir por un camino distinto al de sus mandatos”, reiteró el gobernante.

“Desde el Estado Plurinacional de Bolivia, consecuentes con los principios de nuestra Constitución Política del Estado y la diplomacia de los pueblos, rechazamos enérgicamente la exclusión de pueblos hermanos de la IX Cumbre de las Américas”, refirmó.

Ante los delegados a la reunión del bloque integracionista, Arce reiteró que no acudirá al foro de Loa Ángeles mientras no se invite a todos los gobiernos latinoamericanos y caribeños en condiciones de plena igualdad jerárquica.

“Ningún país puede arrogarse el derecho de decidir quiénes forman parte o no de nuestro continente americano –enfatizó el dignatario-, tampoco ningún organismo internacional como la Organización de Estados Americanos puede servir única y exclusivamente a los intereses hegemónicos de una sola nación”.

Durante el discurso, el jefe de Estado de Bolivia reiteró la exigencia de que cese toda forma de hostilidad contra los pueblos de lo que denominó nuestra América.

Expresó que las políticas de sanciones, embargos y bloqueos solo traen sufrimiento a la región, en especial a los sectores más humildes, y observó que estos efectos se acentuaron en el contexto de la pandemia de Covid-19.

“Es tiempo ya de que el gobierno de los Estados Unidos ponga fin al insensato bloqueo económico, comercial y financiero que pesa sobre Cuba, así como también a las más de 500 sanciones coercitivas unilaterales impuestas a Venezuela y Nicaragua”, insistió el mandatario.

Concluyó el presidente boliviano con la advertencia de que “con bloqueos y sanciones no se podrá construir nunca un futuro sostenible, resiliente y equitativo en el hemisferio, como se lo plantea la próxima Cumbre de las Américas”.

LIVE