Nicaragua exige respeto y desconoce al basurero de Las Américas, la OEA

La vicepresidenta de la República, Rosario Murillo, reiteró este miércoles que el gobierno de Nicaragua desconoce a la Organización de Estados Americanos (OEA), porque no pertenecemos a esa organización de promoción del dominio imperialista de los Estados Unidos, por lo tanto exigió respeto a nuestra determinación soberana de  no reconocer al basurero de Las Américas.

“El Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional de una Nicaragua nuestra, soberana, digna y ejemplar hija de Darío y Sandino, recordando a la innoble e impronunciable OEA que desconocemos su incidencia, puesto que de todos es sabido que no pertenecemos a esa organización de promoción del dominio imperialista de Estados Unidos, tantas veces evidenciada como el estercolero de la historia”, manifestó la vicepresidenta.

Enfatizó que “en este año del 45 aniversario del triunfo de la soberanía y la dignidad nacional, que representó la victoria del pueblo en nuestra Revolución Popular Sandinista, Nicaragua exige respeto a nuestra determinación soberana y a los centenares de miles de héroes y mártires que las agresiones imperiales de todo tipo han dejado en nuestro sagrado territorio”.

La vicemandataria, exigió el respeto a la sangre derramada en esta Nicaragua bendita, soberana y siempre libre.

“En honrosas batallas, vamos siempre más allá, ignorando a los serviles, a los que desde espacios contaminados y ensangrentados pretenden violentar nuestros derechos y libertades soberanas, cuando en sus propios territorios cometen crímenes de lesa humanidad”, reiteró.

Señaló que el basurero de Las Américas no se reconoce “y más bien se denuncia, y lo denunciamos como el pésimo y nefasto ejecutor de las obsesiones imperialista de ocupación , invasión e interferencia en nuestros países contra nuestros pueblos, contra la paz y la vida, decimos no somos Colonia de Nadie y decimos con orgullo que esa organización decrepita y mortuoria ni nos convoca, ni nos representa,  ni nos pertenece, no somos traspatio Yankee, seguimos denunciando, y luchando contra el Yankee, enemigo de la humanidad”.

Para finalizar, dijo que de esta manera “nos pronunciamos contra los intentos de injerencia del basurero de la historia de dignidad, y de coro nacional de nuestra América Caribeña”.