Boluarte declara estado de emergencia en región que prepara protestas antigubernamentales

La presidenta de Perú, Dina Boluarte, declaró el estado de emergencia por los próximos 30 días en la provincia de San Román, departamento de Puno, una de las regiones más opositoras a su Gobierno y que ya había anunciado nuevas protestas.

El decreto supremo, publicado el 5 de julio, establece la suspensión del ejercicio de derechos constitucionales como inviolabilidad del domicilio o libertad de reunión. El Ejecutivo alega una “grave amenaza al orden interno” en la zona por el aumento de delitos a manos de la delincuencia común y el crimen organizado.

La medida coincide con la convocatoria a un paro regional establecido por diversas organizaciones de Puno para los días 25 y 26 de julio. Además, estos gremios ya aclararon que participarán en la principal movilización antigubernamental, prevista para final de mes (27, 28 y 29), cuando se prevé una movilización hacia Lima.