Más de 300 funcionarios de EU firmaron una carta para pedir el alto el fuego en Gaza

Cientos de funcionarios de la Agencia de EE.UU. para el Desarrollo Internacional (USAID, por sus siglas en inglés) firmaron una carta en la que piden que se declare “el alto el fuego inmediato y el cese de hostilidades” en la guerra entre Israel y el movimiento radical palestino Hamás, reporta este viernes Foreign Policy, que tuvo acceso al documento.

La revista recoge que en la carta se pide que Washington se sume a los esfuerzos de la comunidad internacional para que “todas las partes, incluso el Estado de Israel, acaten la ley internacional, que incluye poner fin a la ocupación ilegal por parte de Israel de los territorios palestinos y los asentamientos en la tierra ocupada”.

Se reporta que 370 funcionarios de la agencia firmaron el documento. Lo hicieron de manera anónima “debido a la preocupación por su seguridad personal y el riesgo potencial de perder sus puestos de trabajo”.

Foreign Policy indica que tres fuentes en la USAID confirmaron “la existencia de la carta y la gran magnitud de su apoyo”.

Al ser preguntada sobre el documento, la portavoz del organismo, Jessica Jennings, declaró que “Estados Unidos ha dejado claro que cualquier medida posible debe tomarse para proteger a los civiles palestinos y que apoyamos pausas humanitarias en los combates para que llegue la ayuda humanitaria vital y sea distribuida a quienes la necesitan en Gaza”.

Previamente, esta semana, el presidente estadounidense, Joe Biden, fue interrumpido en medio de una alocución pública por una mujer que le pidió que apoye un alto el fuego en Gaza. Biden respondió: “Creo que necesitamos una pausa. Una pausa significa dar tiempo para sacar a los prisioneros”. Además, el secretario de Estado de EE.UU., Antony Blinken, llamó a hacer una tregua temporal humanitaria en el conflicto.

Sin embargo, el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, rechazó este viernes la posibilidad de una pausa en el conflicto con Gaza y aseguró que las fuerzas de su país seguirán bombardeando el enclave “con toda su fuerza”.

Tomado de RT