Jefe de la ONU: Oriente Medio está en «verdadera amenaza de un conflicto a gran escala»

El Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas se reúne este domingo después de que Israel solicitara al organismo que condene el ataque de Irán contra el país.

«Oriente Medio está al borde. La gente de la región se enfrenta a una verdadera amenaza de un conflicto devastador a gran escala», declaró el secretario general de la ONU, António Guterres, al inicio de la reunión.

En estas circunstancias, «es el momento para el apaciguamiento y la desescalada, ahora es el momento para la máxima moderación», dijo.

El secretario general citó las declaraciones hechas por los representantes de Israel e Irán respecto al ataque, antes de subrayar que la ley internacional prohíbe «las acciones de represalia que incluyen el uso de fuerza». También recordó que personalmente había condenado el ataque israelí al consulado iraní en Damasco (Siria), realizado el 1 de abril.

Guterres instó a las partes del conflicto a «evitar cualquier nueva acción que pueda llevar a una gran confrontación militar en múltiples frentes» de la región, y recordó a los participantes de la reunión sobre su «responsabilidad compartida de involucrar activamente a todas las partes para prevenir una mayor escalada».

«EE.UU. analizará medidas adicionales para responsabilizar a Irán» 

Por su parte, el representante permanente adjunto de EE.UU. ante las Naciones Unidas, Robert Wood, manifestó que «el Consejo de Seguridad tiene la obligación de no dejar las acciones de Irán sin respuesta», al tiempo que acusó a Teherán de violar la Carta de la ONU.

«En los próximos días y en consultas con otros países miembros, Estados Unidos analizará medidas adicionales para responsabilizar a Irán aquí en la ONU», afirmó el diplomático estadounidense.

«Respuesta a la vergonzosa inacción del Consejo de Seguridad de la ONU»

El representante de Rusia, Vasili Nebenzia, calificó como «desfile de la hipocresía y del doble rasero de Occidente» la reunión convocada este domingo.

«Ustedes saben muy bien que el ataque a una misión diplomática es un ‘casus belli’ según el derecho internacional. Y si las misiones occidentales fueran atacadas, ustedes no dudarían en tomar represalias y demostrar su caso en esta sala. Porque para ustedes todo lo que concierne a las misiones occidentales y a los ciudadanos occidentales es sagrado y debe ser protegido», criticó.

Nebenzia señaló que Teherán tenía motivos para lanzar el ataque y fue «una respuesta a la vergonzosa inacción del Consejo de Seguridad de la ONU, una respuesta al flagrante ataque de Israel contra Damasco, y no era la primera», dijo en referencia a los constantes ataques israelíes a Siria.

Irán no busca la escalda pero está listo a responder

El representante iraní Amir Saíd, a su vez, defendió el «derecho inherente» de su país a la autodefensa, tal y como lo estipula el Artículo 51 de la Carta de la ONU. Además, describió el ataque a Israel como «necesario, proporcional, preciso y apuntando solo a objetivos militares» y «realizado con cuidado para minimizar la escalada potencial y prevenir daños civiles».

El diplomático advirtió que Teherán responderá de manera proporcional si EE.UU. inicia una operación militar contra la República Islámica, al tiempo que afirmó que su país no busca la escalada «ni un conflicto con Estados Unidos».

Tomado de RT